webpsicologos

¿Qué es una rinoplastia secundaria y cómo puede afectar psicológicamente al paciente?

A nadie le cabe duda que la nariz tiene un papel esencial en la armonía facial, ya que está situada en el centro del rostro y es la estructura más sobresaliente, por lo que determina, en gran medida, nuestra apariencia.

Por este motivo, cuando el aspecto no es el deseado o existe cierto complejo con la nariz, puede afectar a la autoestima de las personas y la percepción de su propia belleza. Además, al estar en mitad de la cara, no se puede ocultar o disimular.

En este post hablaremos sobre la rinoplastia secundaria en Madrid y qué efectos psicológicos tiene en aquellos que han de someterse a ella.

¿Qué es la rinoplastia secundaria?

Llamamos rinoplastia secundaria a la segunda intervención que tiene una persona en la nariz, necesaria para que un paciente pueda corregir los defectos provocados por una rinoplastia anterior o solucionar problemas no resueltos en un primer momento, ya que los resultados no han sido los esperados.

Se estima que entre el 10% y el 15% de pacientes de rinoplastia solicitan una segunda intervención en algún momento.

 

¿Por qué falla una operación de nariz?

Aunque la mayoría de las cirugías de nariz al año dan pacientes satisfechos y con resultados impecables, ningún tipo de intervención estética puede ser garantizada 100% y existen ciertos factores que pueden variar el resultado final como son:

  • Mala elección de las técnicas quirúrgicas.
  • Unas expectativas poco realistas.
  • Una evaluación preoperatoria inexacta y deficiente.
  • Mala ejecución de las técnicas quirúrgicas adecuadas.
  • Un cuidado postoperatorio por parte del paciente, muy deficiente.

 

Algunos de estos errores son provocados por la inexperiencia del cirujano en la realización de este tipo de cirugía.

Una intervención como la rinoplastia necesita conocimientos y habilidades especializadas para conseguir unos buenos resultados. Y, aunque haya buenos cirujanos plásticos certificados y expertos en otras áreas del cuerpo, no poseen la suficiente experiencia para realizar una reparación de nariz.

 

Por qué es necesaria la rinoplastia secundaria

Los principales motivos por los cuales una persona desea una rinoplastia secundaria son:

  • Mala respiración. Una rinoplastia secundaria puede provocar una mala respiración o dificultad respiratoria que no existía antes. Este problema no suele ser importante para los pacientes, pero con el paso del tiempo puede suponer un problema.
  • Mal resultado estético. El paciente se siente descontento con el resultado de la rinoplastia inicial, debido a que no era lo que esperaba, la técnica no fue correcta o han surgido complicaciones que han desfigurado la nariz del paciente en mayor o menor medida. Las causas más usuales son un perfil mal rebajado por defecto o exceso, una punta caída o demasiado respingona, asimetría o nariz torcida, etc. que dan como resultado una nariz poco natural.
  • Combinación de las 2 anteriores. Esto puede ser así, ya que ambas se complementan. Una mala operación de nariz, ya sea con exceso de resección o poco cuidadosa lleva consigo una mala función respiratoria.

 

Efectos psicológicos en personas con rinoplastia inicial deficiente

Aquellos pacientes que optan por someterse a una rinoplastia secundaria han creado una barrera psicológica debido a una mala experiencia previa. Es normal que la desconfianza se instale en ellas y opten por informarse con más detalle de su problema, las soluciones y las técnicas quirúrgicas que necesitan. Igualmente, dudan mucho a la hora de escoger un profesional de confianza debido al miedo que da que la nariz pueda sufrir otra transformación negativa a nivel estético. Y eso conlleva a que los grados de estrés también aumenten en estos casos en días previos a la intervención.

Los pacientes con malas experiencias suelen tener bastante frustración y es posible que, debido al aumento de la falta de autoestima, puedan surgir hasta síntomas de depresión a causa de la primera rinoplastia fallida.

Si bien es cierto que, tras la segunda rinoplastia, el nivel de satisfacción aumenta considerablemente, sobre todo a nivel psicológico y anímico, sobre todo si el resultado es bueno.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Artículos Relacionados

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Configurar y más información
Privacidad