.

 .

Motivación para el cambio

¿Qué determina que hagamos cambios?

Son diversos los motores que hacen que una persona se plantee cambiar, pero lamotivación no solo reside en la persona sino también en el contexto y en las relaciones interpersonales.

A lo largo de nuestras vidas, todos experimentaremos cambios, unos nos los traerá el propio devenir de los acontecimientos y otros cambios serán decididos y dirigidos por nosotros.

En los cambios está implícita la toma de decisiones, lo que supone tener claro cuál es la meta o el cambio a perseguir, teniendo éste que ser realista. Todo esto, con la finalidad de establecer un plan de actuación que permita alcanzar el objetivo.

Los conflictos que nos exigen cambios pueden ser de diferente índole, laborales, personales, sociales, y podemos clasificarlos del siguiente modo:

La vida es 10% lo que te pasa y 90% lo que haces con lo que te pasa

La planificación a largo plazo no es pensar en decisiones futuras, sino en el futuro de las decisiones presentes

La mejor manera de predecir el futuro es creándolo

La planificación a largo plazo no es pensar en decisiones futuras, sino en el futuro de las decisiones presentes

Aproximación-Aproximación:

Tenemos dos alternativas igualmente atractivas, y los dos factores de elección importantes son también igualmente positivos.Ojalá todos nuestros conflictos sean de este tipo.

u

Decidir entre dos ofertas de trabajo igualmente excitantes.

u

Decidir viajar a dos destinos turísticos apetecibles.

Evitación-Evitación:

Elegir entre dos alternativas que implican miedos significativos, dolor, incomodidad y que son igualmente desagradables e indeseables.

u

Decidir entre aparcar lejos y tener que andar más, o aparcar cerca a riesgo de una multa considerable.

u

Quedarnos a trabajar para llegar al tanto por ciento de ventas y no ir al baile, o irnos al baile y no llegar a la meta de ventas.

Aproximación-Evitación:

Se sienten atraídos y no atraídos por una conducta. Mantiene a las personas paralizadas y provoca estrés. No puedo vivir con ello, no puedo vivir sin ello, efecto yoyó.

u

Decidir entre hacer dieta para adelgazar o ir a una cena de compromiso social.

u

Quiero comprar un coche, pero que sea barato.

No todos los conflictos arriba mencionados nos van a exigir el mismo esfuerzo a la hora de llevar a cabo el cambio, pero si es probable que generen ambivalencia en mayor o menor grado.

 

 

 Aprende a cambiar

 

 

 Qué es la ambivalencia?

Una experiencia común en los seres humanos de sentirse de dos maneras diferentes con respeto a algo o a alguien, es decir, un estado de la mente en el que una persona tiene sentimientos conflictivos simultáneos sobre algo.

motivacion al cambio 2Otro caso en relación a la ambivalencia puede ser alguien que padezca una agorafobia, quiere superar su problema ya que aislado socialmente no se siente bien pero tiene miedo a perder el control que le bloquea a hacer un afrontamiento saludable del problema.

El punto de partida a los procesos de cambio es romper con la ambivalencia, para lo cual es necesario aceptar la normalidad de la misma que permita su comprensión. Trabajar con la ambivalencia es trabajar con el núcleo del problema. Una vez comprendida la ambivalencia hay que tomar una decisión y avanzar hacia el cambio.

Ya dijimos que la motivación para el cambio va a depender tanto de las circunstancias en las que se encuentra la persona que le hacen tener unas metas u otras, pero también de las relaciones que mantenemos con los demás. En relación a estas últimas las personas pueden adoptar los siguientes estilos:

  • Estilo de acomodación: Las personas procuran complacer a los demás, renuncian a sus objetivos, temen que el conflicto dañe a sus relaciones personales, deseando ser agradables y aceptados.

  • Estilo de competencia: Las personas tratan de obligar a los demás a aceptar sus posiciones, permanecen ajenas a los intereses y sentimientos de los demás. Su objetivo es ganar y solo así se resuelve el conflicto.

  • Estilo de evasión: Estas personas se apartan del conflicto y creen que no merece ser resuelto, evitan personas y asuntos que pueden causar conflictos, por ello son incapaces de alcanzar sus objetivos o mantener amplias relaciones.
  • Estilo de avenencia: Estas personas ceden algunas de sus metas si los otros están dispuestos a hacer lo mismo, intentan no perder las relaciones establecidas.

  • Estilo colaborativo: Asumen el enfrentamiento de forma clara, justa, tienen compromiso con sus metas y con las demás. Son abiertos y no están satisfechos hasta que no se alcanza solución beneficiosa para las partes, de esta manera combinan metas con relaciones.

 

El cambio va a estar determinado por:

  • La voluntad de la persona, entendida esta como el compromiso interno (subjetivo) con una determinada conducta.

  • La motivación, que es la fuerza que mueve, que activa y dirige el comportamiento.

  • El comportamiento, que es la conducta orientada a satisfacer necesidades.

Aprende a cambiar

 

A lo largo de nuestras vidas experimentaremos multitud de cambios dado el carácter dinámico que nos caracteriza (cambia nuestro físico, nuestras ideas, la forma de comunicarnos). Todos los cambios no tienen el mismo peso: unos serán más determinantes que otros. Es muy probable que cuando nos planteamos hacer cambios importantes en nuestras vidas se genere un gran desorden posterior, que puede llegar a confundirnos creyendo que el cambio perseguido no es el más adecuado. Los cambios van a requerir esfuerzo y tiempo para llevarlos a cabo, con las consiguientes complicaciones.

Desde WebPsicólogos partimos de la idea de que aquellos cambios que queremos llevar a cabo han de ser vividos e interpretados como oportunidades, no como problemas

.

Aprende a superar la ansiead

Curso online a través de videos y ejercicios prácticos