webpsicologos

El perfeccionismo condena a la frustración.

Los pensamientos tales como “solo hay dos formas de hacer las cosas, la correcta y la incorrecta”, “he de ser bueno en todo lo que haga”, “debo agradar a las personas”, …deja entrever una tendencia hacia la imposible perfección.

Pero, ¿qué supone el perfeccionismo?

  • Si debo ser perfecto, lo demás también deben serlo

Cuando hay una autoexigencia propia en diferentes aspectos también puede ser exigida en las personas con las que nos relacionamos. Esta exigencia de perfección en las relaciones interpersonales puede ser malinterpretada con justicia o injusticia cuando en realidad se trata de que tú haces las cosas de una manera y yo de otra.

  • La perfección exige altos nivel de activación

Las personas tendentes a la perfección piensan que pueden y deben controlarlo todo. Está bien exigirse a uno mismo y ser bueno en lo que se hace pero sin pasar determinado límite que, de alguna manera puede generarnos un nivel de activación exagerado estancándonos en un estado de inconformismo crónico.

Vivir con alguien perfecto tiene que ser bastante aburrido además de generar en la otra parte inseguridad a la hora de actuar, comparaciones odiosas, pérdida de autenticidad, entre otras.

  •  Si soy perfecto no puedo ni debo equivocarme

Una cosa es que no quieras cometer fallos y otra cosa es que no debas hacerlo. Las equivocaciones no son signo de debilidad o de incompetencia , piensas que alguien que comete algún fallo en algunas áreas de su vida ¿es un incompetente?

  • La perfección condena a la frustración

frustracion-200x140Creo que la frustración es una emoción que nos ayuda a conocernos, es signo de haber intentado algo aunque no haya salido como esperábamos. Tampoco quiero decir que la frustración sea lo mejor del mundo, pero si que de alguna manera nos reformula desafíos personales.

Cuando se tiende a la perfección y ello genera problemas, la intervención desde la psicología no se basa en lograr alcanzarla, ya que la perfección es algo imposible. Desde WebPsicólogos, se apuesta por hacer una intervención basada en pautas para aprender afrontar la frustración que genera cuando nos ponemos el disfraz de alquimistas en búsqueda de la piedra filosofal.

  • Mediocridad aceptable

Un término empleado por mi compañero Javier Romero es el de “mediocridad aceptable” para hacer referencia al grado de tolerancia que se tiene con uno mismo y decidir que puede permitirse dentro de unos límites.

No se trata de que te conviertas en alguien mediocre sino que bajes tu nivel de exigencia para reducir tu activación, tu inconformismo, tu frustración y disfrutes de la vida.

El perfeccionismo condena a la frustración.

6 replies on “El perfeccionismo condena a la frustración.”

Totalmente de acuerdo con este artículo. El ser perfeccionista mal focalizado tiende a crear una frustración tremenda. Quizás esconde un miedo al fracaso, una necesidad de aprobación, mil cosas, pero es necesario tener una dosis de tolerancia y de consideración hacia uno mismo. Permitirse fallar, a final de cuentas solo somos seres humanos, y la felicidad no es tener todo al 100%, sino saber disfrutar lo que se tiene aun a pesar de las tormentas de la vida.

Sirleisays:

Muy interesante este articulo, pues es un tema que ya conozco, y consegui mejorar mucho mi perfeccionismo. Tuve que aprender a respetar a los otros, pues nadie es como yo, y tambien reconoci que nada y nadie es perfecto, para mi la perfección está solamente en la naturaleza.

Normalmente se dice que alguien con baja autoestima, duda de su capacidad para afrontar retos, y es verdad pero que hay personas que se sobre exigen, personas que quieren perfección , también hay un problema con aceptarse como seres humanos eso es un indice de baja autoestima también..La terapia puede ser una gran herramienta en estos casos

La exigencia en la perfección para los que le rodean ya sea compañeros de trabajo, amigos pareja, puede ser perjudicial a larga, pues lo mismo que se exige, es igual para los demás..
gracias por el artículo saludos desde df sur

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Configurar y más información
Privacidad