Hoy quiero compartir con vosotros el momento complicado en el que me encuentro. Hace unos meses perdí al hombre de mi vida…mi padre se ha marchado a la estrella que más brilla. En este post, le escribo a él porque tengo necesidad de hablarle pero también os escribo a vosotros porque sé que compartir todo esto, me ayuda en mi proceso de duelo.

Llevo tiempo intentando escribirte, son muchos los momentos delante de mi ordenador sin ser capaz de decirte nada. Hoy, lo intento de nuevo y sé que no va a ser fácil… me duele pensarte,…te quiero tanto papá.

¿Cómo afrontar un proceso de duelo?

Creí que volvíamos a casa, creía que aun estando todo mal nos quedaba batalla…pensé que había más tiempo…te has ido pronto, muy pronto papá y una parte de mí, se resiste a esta dura realidad…

En estos últimos meses tu mirada ya era triste, no podías llenar los ojos de ver tus tierras, de ir a la nave y quitar la hierba, de estar con Samson, de regar tus árboles…ya no tenías fuerzas ni para hacer eso que tanto te gustaba. Ha sido duro verte apagarte pero no me quiero imaginar, lo que ha sido para ti, sentir que te apagas…ojalá pudiera haberte quitado algún miedo.

Los sentimientos en un proceso de duelo

Sé que todo pasará, sé que no dolerá de esta manera, pero también sé, que el vacío que queda es insustituible…eso lo sé papá…llegar a casa y ver tu sillón vacío…nos ha costado sentarnos en el…no sabes cuánto.

Estoy escuchando el álbum “Gente Maravillosa de José Luis Perales”, aquel que ponías en tu Renault 12 blanco cuando íbamos al cole. Me viene tu imagen de dar golpecitos con la mano en el volante siguiendo el ritmo de las canciones…

Ayer, salí tarde de trabajar, volví a casa dando un paseo, cogí el teléfono y pensé en llamarte como tantas veces,…todavía conservo tu número. No me puedo creer que no pueda volver a llamarte para que me digas, “¿hija, hasta estas horas estás trabajando?, ¿tenéis mucha gente? y el Jorge ,¿estará despierto?…” solo he querido que te sientas orgulloso de mi…

Me cuesta creer que no pueda seguir compartiendo contigo nuestro proyecto, ese proyecto que también era tuyo, así lo sentí y así nos lo hiciste ver. Quise hacerlo rápido, quería que pudieras verlo pero no nos ha dado tiempo a todo. Ahora no tengo ánimo, ya no tengo prisa…mi motor está parado pero sé que volverás a ser tú, quien lo ponga en marcha,…te estoy esperando. Te prometo papá, que será en ese lugar al que Paco te llevó en coche y que por lo menos, conseguiste ver por fuera.

Resiliencia: Superar la perdida de un ser querido

Eres una persona entrañable y aunque hoy me siento rota, con miedo y algo perdida también me siento, eternamente agradecida de que seas mi padre, de haber crecido cerca de una persona tan buena, tan comprometida con la vida y con ese sentido del humor que te hacía, único. Conseguiré cerrar los ojos y recordarte como eres realmente, quiero que mi mente borre tu última semana…lo conseguiré papá y traeré a mi cabecita muchas de estas imágenes:

Nos pediste que cuidáramos de mamá y eso haremos, y ahora el mejor homenaje que podemos hacerte es volver a comenzar y seguir viviendo…Quiero compartir con vosotros la canción de “Volver a comenzar de Luz Casal” que me acompaña en esta dura despedida.

No puedo acabar este post con un «ahora que no estás» porque estás más presente que nunca… sé que estás aquí…hay mucho de ti en cada uno de nosotros. Te quiero papá

 

 

The following two tabs change content below.
Actualmente, compagino la atención psicológica en la Asociación Alcohólicos Rehabilitados de Albacete con la atención psicológica en terapia individual. Utilizar las herramientas que nos permite la tecnología para realizar mejores intervenciones terapeúticas es uno de mis objetivos.

Latest posts by Isabel Serrano (see all)

Podemos Ayudarte

Se valiente y afronta tus problemas

You have Successfully Subscribed!