Uno de los aspectos importantes a tener en cuenta cuando intentamos poner en práctica las técnicas de estudio más conocidas, tiene que ver con la capacidad de concentración que los niños muestran durante la ejecución de las mismas.

Normalmente, las técnicas de estudio son vistas por los niños como algo aburrido que se convierte en una tarea extra. Si ya asumimos la gran carga de trabajo que suelen tener  diariamente, no es difícil entender que les cueste mantenerse alerta cuando están trabajando la información.

La orientación vocacional: la importancia de elegir bien

Es muy habitual ver niños que leen, o eso parece, pero en realidad no se han enterado en absoluto de que es aquello sobre lo que leían. Una de las labores fundamentales del profesional que enseña técnicas de estudio es garantizar que la tarea sea lo suficientemente atractiva y trasladar determinadas formas de trabajar la concentración para el máximo aprovechamiento del tiempo de estudio.

En mi experiencia en sesiones grupales de técnicas de estudio he observado con mucha frecuencia que los niños tienden a desconcentrarse con más facilidad si las tareas son rutinarias y aburridas.

Recibe orientación académica y profesional

Pautas para que el aprendizaje de las técnicas de estudio sea divertido

Para convertir las sesiones de técnicas de estudio en formas divertidas de aprender y que susciten interés podemos hacer, entre otras muchas, las siguientes cosas:

1-. Presentar siempre tareas cortas en el tiempo. Si los alumnos van a trabajar de manera individual, es aconsejable que las tareas tengan un objetivo simple bien definido y que sean de corta duración.

2-. Que sean sesiones participativas. Este tópico siempre se utiliza a la hora de decir cómo tiene que ser una clase pero se olvida en muchas ocasiones.

3-. Introducir alguna actividad que se puedan realizar de manera grupal. Si la tarea a realizar cumple los objetivos que perseguimos (es importante tener claro que lo que vamos a hacer es apropiado para lo que queremos conseguir), el trabajo en grupo con objetivos comunes es una muy buena herramienta para incentivar a los alumnos.

4-. En la medida de lo posible, utilizar juegos de aprendizaje. Si por ejemplo estamos trabajando la memoria, existen múltiples juegos que permiten hacerlo de una manera lúdica y sin esfuerzo.

5-.Nuevas tecnologías. Existen multitud de oportunidades de aprendizaje relacionadas con las nuevas tecnologías. Este tipo de aplicaciones interactivas que permiten trabajar todos los aspectos relacionados con las técnicas de estudio cuentan con el atractivo suficiente de por sí. A los niños les encanta realizar actividades a través de medios digitales y evidentemente nosotros debemos aprovecharlo (realidad virtual)

Si conseguimos introducir de manera efectiva un poco de cada uno de estos consejos en nuestras sesiones grupales, estaremos un poco más cerca de conseguir el objetivo final: Que los alumnos aprendan a estudiar sin aburrirse.

Aprende a aprobar los exámenes (curso intensivo 3 sesiones)

 

 

The following two tabs change content below.
Diego García García
Licenciado en Psicología por la Universidad de Murcia, he enfocado mi carrera en el ámbito educativo y social. Especialista en psicología aplicada al deporte y psicología infantil

Podemos Ayudarte

Se valiente y afronta tus problemas

You have Successfully Subscribed!