webpsicologos

5 lecciones que da la vida y una de propina

Hay veces que la vida me asusta (menuda manera de empezar un post, es probable que decidas largarte pero ¡ESPERA!, sigue lleyendo). No es este un post dramático mas bien una reflexión sobre la idea de que: “la vida no da golpes, da lecciones”.

Seguro que a cada uno de vosotros también la vida os ha soprendido de forma inesperada y esa huella que ha dejado, es la lección que quiero que compartas. Yo voy a escribiros sobre mis 5 lecciones que da la vida, de esas, que aun costándome aprender les intento ser fiel.

El tiempo y su velocidad

Recuerdo cuando quería que el tiempo pasara rápido para poder hacer tal o cual cosa y ahora, en esta etapa quiero que se detenga. Pero qué más da lo que yo quiera, las cosas ocurren no sé si por destino o por casualidad pero si realmente hay un destino para cada uno, no me cabe la menor duda que es por casualidad.

El tiempo y su velocidad es una de nuestras mayores preocupaciones. Mientras pasa el tiempo, pasa la vida y mientras pasa la vida, ocurren cosas. La realidad no es lo que hay ahí fuera, sino lo que hago con lo que hay ahí fuera.

Lo que aprendí de cambiar mi vida

Vivir aunque en ocasiones duela

Cuando la vida nos sorprende, no siempre es agradable. Algunos de sus devenires nos arrojan lo peor del otro lado, el dolor es tan intenso que el cuerpo queda estremecido y sin apenas fuerzas para coger aliento. La elaboración del dolor trae la pena y ella, las sensaciones de sufrimiento,vacío, pérdida, miedo…

En ocasiones veo muertos en vida

Emociones encontradas, conflictos internos, cimientos personales que se remueven,…todo parece un caos cuando la vida decide darte algún que otro golpe. Aún así, en lo más fondo de tu ser anida la necesidad de seguir agradeciendo a la vida lo que te da, independientemente de lo que te quita.

No pasa nada por decir que la vida también da miedo, pero no quiero que ese miedo tenga el papel principal en esta obra incierta que es la vida. No es fácil mantener a raya alguno de los pensamientos devastadores que llegan a mi mente en estos momentos de pena…y sé también, que aunque hoy me visitan de esta manera intrusiva vendrán épocas mejores.

5 lecciones que da la vida

Todo pasa, pero mientras pasa duele mucho y no hay otra forma de afrontarlo que no sea doliendo. Ese dolor deja una huella y algo dentro de ti cambia …aprovechemos ese cambio para que lo que parecen “topicazos” sean las lecciones con las que nos instruye la vida

1º – ¡Calidad de vida HOY que es cuando estoy viviendo! El aquí y el ahora, disfrutar el momento. vivir en la vida no correr en la vida

2º – Hacer todo lo que pueda desde el “quiero” no desde el “debo”…

3º – Quiérete, cuídate y perdónate y así, disfrutarás de lo que es amar. Empieza perdonándote a ti mismo, a veces hacemos cosas que no definen quienes somos.

4º- Di que quieres a tu gente, pasa tiempo con los tuyos, pide ayuda,…déjate querer.

5º- Perdona y pide perdón, estamos de paso tanto tu como los otros…el rencor te condena no te libera.

La de propina: Disfrutar de la vida es el mejor homenaje que se les puede hacer a quienes ya no están…os echo de menos

Pues sí, creo que podría quedar resumido en esas premisas la filosofía de vida que quiero, y aunque mis cimientos estén removidos conseguiré la calma, aceptando las lecciones que la vida enseña.

Y a tí, ¿qué lecciones te ha dado la vida?

Libros recomendados que me enseñaron mucho de lo que soy

5 lecciones que da la vida y una de propina

Related Articles

6 replies on “5 lecciones que da la vida y una de propina”

GABRIELA SANCHEZ BARRIONUEVOsays:

Me llamo Gabriela Sánchez Barrionuevo tengo 30 años y próximamente voy a cumplir 31 años nose puede decir otra cosa soy una causa perdida soy don nadie, no tengo un título universitario y por tanto no tengo una profesión, no se si desde que nací vine destinada para quedarme con un duro destino o porque rompí mi karma ya que me parecía insoportable, porque se me hacía muy difícil todo, desde niña tuve problemas de aprendizaje mi profesora de la escuela Ana Luisa Alarcón simepre me golpeaba la cabeza y detestaba porque decía que yo era retrasada mental y que ya estaba cansada de mi, mi compañeros no me daban ni la mano porque decía que lo que yo tenía era contagioso y no quería que se les pegase a ellos, hasta cuando tuve trece años contaba y sumaba con los dedos y me parecía imposible hacer cálculos mentales, no podía hacerlos, cuando inicié la secundaria los problemas de aprendizaje se me hacía cada vez más evidentes, tenía tutores para casi todas las materias y eso sin contar con la ayuda de mi mamá, mi papá y mi hermano, sin ellos no podía dar un paso, cuando ya llegué por fin a la Universidad Politécnica Salesiana iba partiendo los semestres por lo difícil que se me hacían las materias, me resultaba una tortura estudiar esta carrera, igualmente tenía tutores para las materias, pero programación no me entraba ni con tutor, eso si que no tenía remedio, me hicieron pruebas de coeficiente intelectual me dijeron que tenía de 80 cuando lo normal es de 100; es decir estaba 20 puntos por debajo de lo normal lo cual me ubicaba en una inteligencia límite ahí emepecé a entender porque tení a tantos problemas para estudiar y porque necesitaba tutores para todo..La verdad me quedé por no saber luchar lo suficiente, es una lección muy dura que recibí en esta vida. Aprendí que debo luchar bastante para conseguir las cosas y que no caen del cielo, aprendí que no se debe ababndonar las cosas sino que hay que luchar hasta el final en nuestro sitio.He tenido un aprendizaje muy doloroso que me ha enseñado que debo luchar muy duro para conseguir las cosas, que nadie nos da haciendo y que uno mismo debo hacer las cosas. He aprendido mi lección en base a mucho dolor al haberme quedado sin graduarme en la universidad por falta de lucha y viendo como los y las demás lo han logrado porque si supieron luchar se hicieron profesionales y yo me quedé sin serlo por no saber luchar por lo mío, una lección muy dura y un aprendizaje muy doloroso, pero ahora se que debo aprender a luchar para conseguir las cosas en la vida, este ha sido mi aprendizaje en esta vida, el saber luchar hasta el final en lo de uno en mi sitio, no supe luchar en mi sitio y en la carrera y por eso me quedé y he contemplado como los demás se han graduado y me ha dolido mucho porque me quedé sin graduarme porque me falto luchar.La verdad es que no me gradué en la universidad y me quedé. Pero como dije aprendí mi lección de que debo aprender a luchar muy duro para conseguir las cosas en la vida. He aprendido la lección con mucho dolor y lágrimas de sangre, porque he llorado sangre al quedarme y he sentido un inmenso dolor en mi corazón como una espada que me traspasa el corazón y he sufrido muchísimo desde entonces solo he vivido desdichas día tras día y no me ha ido bien, he sido mal vista por todos, he tenido una vida negra y con toda clase de desdichas de todos los tipos y todo por no haber sabido luchar cuando estaba estudiando la carrera de ingeniería eléctrica en el campus kennedy de la universidad Politénica Salesiana. Esta ha sido la lección y el aprendizaje más duro y fuerte que he tenido en mi vida.Estudiaba la carrera de ingeniería eléctrica en el campus kennedy de la universidad Politécnica Salesiana. Karmicamente yo debía luchar con todas mis fuerzas en esta carrera porque eso me correspondía hacer, pero me salí muchas veces por la dificultad enorme que representaban para mi las materias. Desde ahora sé que solo la lcuha sin desmayar y el enorme esfuerzo que uno hace solo eso conduce al éxito y al canzar nuestras metas y que esto nos provee de felicidad, porque no hay nada mejor que la satisfacción del deber cumplido. No cumplí y por eso sufro muchísimi y he llorado hasta más no poder, la verdad es que me qudé y no me gradué en la universidad por no haber sabido luchar lo suficiente, me faltó luchar más, me arrepiento de haber abandonado la carrera de ingeniería eléctrica que yo estudiaba en el campus kennedy de la Universidad Politécnica Salesiana, siento un total y profudno arrepentimiento por haber cometido este gravísimo errora el más grande que he cometido en toda mi vida y que me ha dejado una huella imborrable en mi corazón, pero esa es la lección y el aprendizaje que he tenido. Este es elmás grande y fuerte aprendizaje que he tenido en mi vida. También es un aprendizaje de no saber oir a los demás, porque cuando me decía que no abandoney que me quede, yo no les hacía caso y los escuchaba y ahora me doy cuanta de que es importante saber oír a los demás, me doy cuenta que es importante saber oir opiniones ajenas, este es otra gran aprendizaje que he tenido en esta vida a trvés de esta dura y fuerte lección. Me quedé sin ser nadie en la vida, sin un título universitario, acabada y perdida. La verdad es que me quedé definitivamente y que ya me fregué para toda la vida. Una mujer frsutrada no puede formar un matrimonio, porque ningún hombre la aguanta y tampoco puede engendrar una criatura en su vientre, porque ella tiene solo amargor, esta herida profunda en el corazón no cierra nunca, me dolerá duro hasta el final de mis días, iré siempre por la vida con este hondo y profundo dolor en mi corazón y evenjeceré con él y finalmente moriré con todo es inmenso dolor en mi corazón.
Parece que yo he estado luchando con una inteligencia límite ya que cuando yo estaba en la escuela primaria me hicieron una prueba de coeficiente intelectual y me dijeron que tenía de 80 cuando lo normal es en 100; entonces estoy 20 puntos bajo la media, lo cual me ubica dentro de una inteligencia límite, la inteligencia límite va de 70-85

GABRIELA SANCHEZ BARRIONUEVOsays:

No tengo el desarrollo de acuerdo a mi edad lo que concuerda con el autismo y tampoco las imágenes que tengo dentro de la cabeza se me salen afuera solo están adentro y se van con el estudio Universitario, yo necesito tutores, los esquizofrénicos no,además tengo discapacidad cognitiva y no puedo estudiar sola necesito ayuda, respecto a mi cutis graso no atino a cuidarle porque me puse crema cicatricure y me salieron granos en la mejilla izquierda y ahora estoy puesta un remedio para acné para que los seque.

GABRIELA SANCHEZ BARRIONUEVOsays:

Ahorita que acabo de el El viaje de María que es de una niña autista ella tiene un mundo imaginario con amigos imaginarios dentro de su cabeza a mi me pasa lo mismo que a ella, pero cuando hay algo psicosomático eso se enreda con ese mundo imaginario interno y eso hace que parezca esquizofrenia, pero la diferencia es que en el autismo ese mundo imaginario se queda dentro de la cabeza y no sale, en cambio en la esquizofrenia sale hacia fuera, a mi todo ese mundo imaginario se me queda dentro de la cabeza y no se me sale afuera como ocurre con los esquizofrénicos.

GABRIELA SANCHEZ BARRIONUEVOsays:

En realidad yo me quedé sin graduarme en la Universidad y lo máximo que avancé fue has medio cuarto semestre de Ingeniería Eléctrica y no lo logré y todas mis compañeras del Colegio si lo lograron son medicas, abogadas, ingenieras porque en realidad yo tengo inteligencia limite; es decir que tengo un coeficiente intelectual de 80 cuando la media es en 100, en definitiva ellas tenían un coeficiente intelectual normal o alto y yo una bajo lo normal.

Gabriela Sánchez Barrionuevosays:

Me duele muy duro el corazón a diario y todos los días y a cada momento porque no me pude graduar en la carrera de Ingeniería Eléctrica que yo estudiaba en el campus kennedy de la Universidad Politécnica Salesiana me qudé a medio cuarto semestre y ahora el corazón me pide irme al campus sur de la Universidad Politécnica Salesiana para que estudie la carrera de Ingeniería en Electricidad con la nueva malla, pero mis padres no me poyan, mi papá dice que él ya ha cumplido y mi mamá tampoco me apoya en eso, eso significa que durante el resto de mi vida va dolerme muy duro mi corazón y voy a padecer de eso siempre, estoy perdida.

GABRIELA SANCHEZ BARRIONUEVOsays:

Resultados del Test de inteligencia
Número de preguntas: 50

Preguntas contestadas: 50

Preguntas sin contestar: 0

Tiempo utilizado: 00:06:10

Puntuación: 89

Te encuentras por debajo de la media.

El coeficiente intelectual se clasifica según los siguientes resultados:
Menor de 100: Inteligencia menor que la media.
Entre 100 y 115: Inteligencia dentro de la media.
Entre 115 y 130: Inteligencia brillante.
Entre 130 y 145: Superdotación intelectual moderada.
Entre 145 y 160: Superdotación intelectual alta.
Entre 160 y 175: Superdotación intelectual excepcional.
Mayor de 175: Superdotación intelectual profunda.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Configurar y más información
Privacidad